Rosácea

La rosácea se produce cuando los vasos sanguíneos se dilatan con mucha facilidad, causando desde el enrojecimiento de la cara hasta la aparición de espinillas, crecimiento de la nariz y daño ocular.

El tratamiento médico para esta patología, va a depender del tipo de rosácea, pudiendo utilizarse diversas técnicas, como láser, nieve carbónica, nitrógeno líquido, entre otras, para mejorar su aspecto.

Nordlys™ cuenta con un sistema integrado y patentado SoftCool ™ diseñado para aumentar la comodidad del paciente durante y después del tratamiento.

Antes

Después

Acné

Es una enfermedad que afecta a los folículos pilosos y glándulas sebáceas, y que se caracteriza por la formación de las conocidas espinillas en principalmente rostro, cuello, espalda, escote y hombros.

Hay distintos tipos de acné por lo que existen varios tratamientos como los abrasivos químicos y/o mecánicos, que permiten una exfoliación más o menos profunda, según sea el caso.

Alergias

Las alergias son la respuesta del sistema inmunológico a los alérgenos, y van a variar de persona en persona. Las reacciones generalmente son leves en sus síntomas, sin embargo, existen algunas que pueden llegar a ser graves. Es por ello, que se recomienda consultar periódicamente al especialista para mantenerlas controladas.

Entre las causas más frecuentes están las de contacto, sobre todo a los perfumes cremas, jabones; a algunos medicamentos como analgésicos, antiinflamatorios; a las joyas, celulares; y otras provocadas por algunos alimentos.

Dermatología infantil

La dermatología pediátrica considera el diagnóstico y tratamiento de enfermedades de la piel de los niños desde su nacimiento.

La piel de los niños es muy delicada y muchas veces puede presentar irritaciones, alergias o trastornos tales como: dermatitis seborreica, dermatitis atópica, alteración de barrera cutánea, alteraciones de la pigmentación e hipopigmentaciones, entre otros.

Manchas

Son una concentración anormal de melanina en la piel. Pueden ser de nacimiento, o como ocurre en la mayoría de los casos, se adquieren con la edad o como resultado del uso de algunos productos químicos, excesivas exposiciones al sol y rayos ultravioleta.

Existen distintos tratamientos, que varían en cada caso dependiendo de sus características. Sumado al tratamiento médico, una alternativa es usar el IPL SRA que corrige las manchas superficiales y otros signos del envejecimiento; también puede ser Q-Clear, láser médico que disminuye las manchas de color café claro.

Verrugas

Las verrugas son lesiones cutáneas de origen viral que pueden salir en cualquier parte del cuerpo, aunque generalmente se presentan en cara, cuello, genitales, manos y pies. Se caracterizan por ser de superficie rugosa y dura, son de formas ovaladas y en general presentan un color distinto al de la piel, Son lesiones contagiosas, por lo que es necesario tratarlas por profesionales.

Existen distintos tipos de verrugas, por lo que también existen múltiples tratamientos, que van desde medicamentos en crema, aplicaciones de nitrógeno y crioterapia, entre otros.

Extirpación de lunares

Todas las personas tienen lunares, no obstante, en ocasiones, estos pueden cambiar de tamaño, forma o color, presentando incomodidad física (especialmente los que se encuentran en zonas de roce) o estética, si están en zonas visibles como el rostro. Además, algunos pueden tornarse malignos, por lo que es recomendable consultar al dermatólogo para evaluar si es necesaria su extirpación a través de una cirugía menor.

Algunas de las señales a las cuales hay que estar atentos es si en el último tiempo los lunares han crecido, cambiado su forma o color, pican, generan dolor, sangramiento o ulceración.

Cáncer de piel

El cáncer de piel es la forma más frecuente de cáncer en la población de piel blanca. La detección precoz de cualquier tumor maligno de la piel, es crucial.

Algunos de los factores de riesgo son antecedentes familiares, piel blanca, ojos y pelo claro, fotoenvejecimiento, entre otros. Se manifiesta como arrugas en la piel, pérdida de elasticidad y en los casos más graves, queratosis actínicas, que son lesiones pre-cancerosas.

Telangiectasias faciales y piernas

El ácido hialurónico es una sustancia que forma parte de nuestro organismo, pero que con el tiempo va disminuyendo, dando paso al envejecimiento y la aparición de arrugas. Los rellenos de ácido hialurónico, ayudan a atenuar los surcos en la piel, devolver los volúmenes perdidos, gracias a su capacidad de atraer y retener agua, redefinir contornos e hidratar en profundidad la piel, haciéndola lucir más tersa y rejuvenecida.

Algunos de los factores que inciden en su aparición, son genética familiar, obesidad, rosácea, uso de anticonceptivos orales, embarazo, sedentarismo. Se pueden tratar con distintos procedimientos, siendo uno de los más efectivos los láseres.

En el caso de las piernas, si bien no tienen riesgo clínico, poseen una alta carga estética para los pacientes.

Su tratamiento se realiza a través de tecnología láser que permite eliminar tanto arañas vasculares como varices.

Psoriasis

Es una enfermedad inflamatoria crónica de la piel que, por el mal funcionamiento del sistema inmunitario, produce en exceso células cutáneas que no alcanzan a reponer las capas de piel, generando lesiones escamosas que puede afectar cualquier parte de la piel, pero frecuentemente se encuentra en codos, rodillas, cuero cabelludo, abdomen y espalda.

Esta patología puede llegar a ser dolorosa y afectar al desarrollo de ciertas actividades cotidianas. Para su tratamiento es indispensable consultar con un dermatólogo.

Hiperhidrosis

Es una enfermedad caracterizada por una excesiva sudoración en uno o varias zonas del cuerpo, de forma crónica; condicionando las relaciones personales y las actividades sociales.

Se produce por un falla del sistema nervioso simpático, que da pie a que el organismo produzca más sudor del que necesita para regular la temperatura corporal. La hiperhidrosis se presenta desde la infancia o la adolescencia, lo cual debiera dar una primera señal de alerta para comenzar su tratamiento.

Problemas de uñas

Suelen ser problemas relacionados con el color, forma, textura y hasta espesor de las uñas, tanto de las manos como de los pies, causados por múltiples factores que van desde genéticos hasta una alimentación inadecuada y carencia de vitaminas. No siempre corresponden a hongos, por lo que hay que diferenciar su origen.

El tratamiento va a depender del tipo de problema que exista, por lo que debe ser evaluado por un médico especialista.

Tratamiento de Hongos

Los hongos en las uñas, onicomicosis, corresponden a una afección que causa la aparición de manchas amarillas y un aspecto desagradable en las uñas. Su aparición pude deberse a exceso de humedad, contagio, secreción sebácea, dieta deficiente en minerales o bajo consumo de vitaminas.

Los hongos suelen ser molestos y en el caso de las uñas, éstas pueden tornarse frágiles, decoloradas, blanquecinas o amarillentas, además de presentar engrosamiento, levantarse o incluso pueden llegar a romperse.

Existen diferentes tratamientos para combatirlos, los cuales van desde cremas y pomadas en los casos más leves, hasta láser y otros, dependiendo de los síntomas.

Caída del pelo

La caída o pérdida del pelo es más común que ocurra a medida que se envejece, y las causas pueden ser por estrés físico o emocional, problemas hormonales, genética, entre otras.

Episodios como fiebre alta, infecciones graves, partos, cirugías mayores, enfermedades graves, sangrados súbitos, dietas drásticas o bajas en proteína, y consumo excesivo de medicamentos, aumentan la aparición de esta patología. Su diagnóstico debe ser emitido exclusivamente por un especialista, ya que en cada organismo sucede por causas diferentes, y como tal debe ser tratado.

Láser para borrado de tatuaje

El tratamiento que más recomiendan los especialistas es el láser y hay que considerar un promedio de 6 a 10 sesiones para obtener un resultado óptimo. Esto depende fundamentalmente de: la densidad y colores de las tintas, la antigüedad del tatuaje y su localización.

Si estás indeciso si hacerte o no un tatuaje, te recomendamos utilizar un solo color, ojalá negro, pues su pigmentación es la que mejor responde a la hora de borrarlo y no realizarlo en manos ni pies.

Si te hiciste un tatuaje en tu juventud y sientes que ya no te representa o si simplemente te aburriste de mirar la misma imagen a diario en tu piel, entonces te estarás preguntando por la forma más eficiente de borrar un tatuaje. Conversamos con el doctor Franco Gemigniani, Dermatólogo y Médico Estético de Clínica Klein.